Cómo reconocer y tratar las enfermedades de los cachorros

Cuando adoptamos un perro, lo que más nos importa es hacerlo sentir bien, pero sobre todo garantizarle una vida sana y tranquila. Sin embargo, desafortunadamente en la vida puede suceder enfrentarnos a una enfermedad, que no perdona ni a nuestros pequeños amigos.  Las enfermedades de los cachorros siempre se han de tratar lo más pronto posible.

Por lo tanto, es fundamental prestar atención a los primeros síntomas para informarlos al veterinario y esperar que nunca sea tarde para encontrar una cura eficaz. En este artículo te mostraremos cuáles son las patologías más frecuentes en cachorros y cómo es posible limitar el daño. 

Veterinaria con cachorro enfermo

Enfermedades de los cachorros: causas 

Las enfermedades infecciosas han experimentado un descenso drástico a lo largo de los años, gracias a la investigación científica en el campo de las vacunas. De hecho, en los últimos 40 años el uso de la creación de calendarios de vacunación para mascotas, el creciente interés de los propietarios por la salud de sus pequeños y la mejora general en la efectividad de los medicamentos ha reducido las enfermedades y su incidencia.  

➣ Descubre como cuidar a un perro de la manera correcta

En particular, las que ahora son menos agresivas son las que alguna vez fueron las enfermedades infecciosas más temidas, como el moquillo y el parvovirus. Entonces, ¿cómo es posible que los cachorros sigan enfermándose? Debido a las importaciones ilegales de cachorros de países del este donde no existe una atención generalizada a las vacunas.  

La consecuencia de estos actos de irresponsabilidad fue un notable aumento de enfermedades virales. Entonces, ¿qué debes hacer cuando tienes un cachorro? Respeta el calendario de vacunación, especialmente los intervalos en el primer año de vida. De hecho, después de la primera vacuna, los refuerzos son igualmente importantes para brindar al cachorro toda la protección contra las enfermedades. En cualquier caso, siempre es mejor confiar en la experiencia de tu veterinario de confianza. 

Enfermedades de los cachorros: las más frecuentes 

Prestando mucha atención a los síntomas es probable que podamos informar al veterinario de anomalías en la salud de nuestros perros. A continuación te mostramos las características de las enfermedades más frecuentes en un cachorro y cómo se manifiestan. 

Moquillo 

Afecta a los sistemas respiratorio, gastrointestinal y neurológico. Lleva consigo una fiebre contagiosa, provocada por el virus Paramixovirus. La fiebre, junto con la falta de glóbulos blancos producidos por la médula ósea (llamada linfocitopenia o linfopenia), puede causar convulsiones y trastornos cerebrales.  

Por lo general, el perro tarda unas semanas en considerarse curado y, una vez en casa, se le recetan medicamentos veterinarios. Si sobrevive a la primera oportunidad, la segunda manifestación de la enfermedad puede ser más violenta y provocar problemas neurológicos y convulsiones. 

Cachorro enfermo con collar de campana

Parvo 

Los cachorros que están inmunosuprimidos o que aún no han sido vacunados pueden verse afectados por esta forma particularmente agresiva de gastroenteritis infecciosa. La vacuna debe realizarse dentro de las primeras semanas de vida, con la cual el cachorro recibirá un vial intravenoso con líquidos y antibióticos.  

Después de una semana de tratamiento se le envía a casa con un tratamiento de ‘mantenimiento’ basado en medicamentos que se toman por vía oral. Entre los síntomas más frecuentes se encuentran: vómitos, diarrea con rastros de sangre, consecuente sensación de agotamiento y estado general de deshidratación. Si la enfermedad compromete múltiples órganos, el cachorro puede incluso morir. 

Hepatitis infecciosa 

Causada por el virus CAV-1, la hepatitis infecciosa puede transmitirse del perro infectado a través del contacto con la orina, las heces o la saliva. Esta infección puede afectar a varios de los órganos y sistemas aún frágiles del cachorro, pero se concentra especialmente en el hígado, los riñones y los ojos. 

 El virus sigue un procedimiento preciso en el interior del organismo del cachorro: desde la boca y la nariz llega hasta las amígdalas, donde se reproduce y continúa su recorrido atacando los ganglios linfáticos cercanos. Desafortunadamente, los síntomas no son tan evidentes y, si no se reconocen, pueden provocar la muerte o formas crónicas de la enfermedad. 

Leptospirosis 

Es una infección causada por patógenos de Leptospira contenidos en la orina infectada. Todo lo que se necesita para contraeré esta enfermedad es una herida, la cual actúa como grieta en la piel para crear una ruta de fácil acceso al virus. 

 Los síntomas pueden infectar muchos y diferentes órganos según la edad y el estado de salud del perro afectada. Los síntomas con los que se presenta son: vómitos, fiebre y letargo. Para esta enfermedad existe una primera vacuna entre las 10 y las 12 semanas y una segunda entre las 13 y las 15 semanas. 

Vómitos y diarrea 

Los cachorros son unos animales muy curiosos y su deseo de explorar y saborear también puede hacer que ingieran alimentos que no son recomendados para su dieta. Por esta razón, es común que los cachorros sufran episodios de diarrea y vómitos, los cuales pueden llevar al cachorro a un estado de deshidratación.  

Comprueba si tu mascota no ha ingerido ningún alimento tóxico o no digerible y luego llama a tu veterinario de inmediato. El ataque de gusanos como Dypilidium, Toxocara canis, Ancylostama, Giardia, etc. puede provocar diarrea y deshidratación. 

Ácaros, pulgas y garrapatas 

Cuando los perros pequeños son atacados por pulgas, garrapatas y ácaros, pueden infectarse con diversas enfermedades, como piroplasmosis (babesiosis) y anaplasmosis, que pueden provocar la muerte. Estas enfermedades se tratan con pesticidas específicos para cachorros, y se recomienda una desinfectaccion del entorno en el que vive el perro.  

Por otro lado, el ataque de los ácaros puede causar sarna. Sus síntomas son un molesto picor y desgarro de la piel a la altura de las orejas, en el hocico, en los codos, en las axilas y en la rabadilla. Dado que es una infección que tiene diversas formas y niveles, algunas de ellas pueden ser altamente contagiosas, por lo que el perro infectado debe evitar entrar en contacto con humanos y otros animales que vivan en la casa con él. 

Cachorro enfermo en Rayos X

Tos de las perreras 

Aunque pueda parecer una enfermedad que en realidad puede ‘tomarse a la ligera’, la tos de las perreras es un síndrome respiratorio bastante grave y contagioso. De hecho, su nombre deriva de las perreras, o esos lugares donde conviven muchos perros, enfermos e infectados. La causa es un virus o una bacteria, en particular Bordetella bronchiseptica. Al estornudar y toser, los perros infectados infectan a los sanos. 

Los agentes infecciosos irritan la tráquea y el tracto respiratorio superior, lo que provoca la tos. Es intenso y variable y puede provocar náuseas y vómitos, estornudos, dificultad para respirar y asma y si el perro hace mucha actividad física, puede sufrir tos después. Además de la tos, también se presenta secreción nasal de mocos y fiebre.  

Los síntomas aparecen entre 3 y 5 días después de la infección y es aconsejable continuar con un tratamiento con antibióticos y medicamentos contra la tos y antiinflamatorios. 

Cachorro con collar campana

Enfermedades de los cachorros: últimos consejos 

Cuando notes que un perro comienza a presentar uno o más síntomas de los enumerados anteriormente, evita llevarlo a lugares públicos como parques o jardines donde pueda entrar en contacto con otros animales. Además, esos mismos lugares, en el caso de un perro que aún no haya completado el ciclo de vacunaciones, pueden ser una fuente de infección.  

Cuando el cachorro tiene 4 meses, debe haber completado su ciclo de vacunación: en esta coyuntura, sin embargo, otras enfermedades también pueden afectar al cachorro, ya que ninguna vacuna es segura para vencer totalmente el peligro de enfermedades. 

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable DavidMascotas.
  • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  Webempresa.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad